La celebración del Día Mundial de la Croqueta nos llevo a la cocina, un lugar que nos apasiona para cocinar nuestros ricos productos, para así disfrutar siempre de una cocina sana y saludable. 

Con motivo de esta celebración muy especial, pensamos en nuestros genuinos y ricos garbanzos, que combinan con muchos platos, aportando además grandes cualidades alimenticias a nuestras dietas. 

Lo primero que debemos tener es un tarro de garbanzos cocidos de La Criba de Valseca, que será el ingrediente principal de este plato. Los sacaremos de su tarro y les escurriremos bien y los introduciremos en un recipiente para batirlos junto a un poco de caldo de pollo que puede ser casero u optar por una ya preparado. Tendremos que tener una pasta que sea espesa dejándola reposar cerca de una hora, lo que facilitaría la elaboración de las croquetas. 

Posteriormente añadimos a la mezcla jamón y huevo cocido picado y damos forma a las croquetas para tenerlas preparadas para pasarlas por huevo batido, harina de garbanzo  y pan rallado. 

Ahora pondríamos una sartén con aceite y una vez que hubiese cogido calor, comenzaríamos a introducir las croquetas, que tras unos minutos estarían a punto para comerlas y disfrutar de un delicioso plato. 

 

Ingredientes:

-Un tarro de Garbanzos de La Criba de Valseca.

-100 gramos de jamón en taquitos pequeños.

-Caldo de pollo casero o un preparado en tetra brik.

-2 huevos para cocerles y picarlos. 

-Harina de garbanzo, pan rallado y un huevo para batir.

 

Ahora sólo os queda lanzaros a la cocina y saborear este plato que esperamos os encante. 

 

Compartir en las redes:
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email